domingo, 12 de febrero de 2017

Tú no lo sabes

Tú no lo ves, porque cada mañana sigo con mi rutina, porque me ducho, me peino, desayuno, y trabajo como suelo hacer.

Tú no lo sabes, porque maquillo mis ojeras, y hasta la línea de agua de mis ojos para que no se noten las noches de insomnio ni el llanto escondido.

Tú no te das cuenta, porque sonrío y gasto las mismas bromas y chistes como fórmulas aprendidas de socialización, que me sirven de barrera de seguridad para que los demás no se acerquen ni a mí, ni a mis circunstancias, porque hasta fingiendo soy veraz, pero es discurso hueco de energía.

Tú no lo percibes, porque el dolor es algo personal e intransferible, sobre todo cuando no se expone públicamente.

Tú no eres consciente de que cada día te cruzas con personas que tienen el corazón roto, que están muertos por dentro, por el mero hecho de que siguen caminando, como si nada hubiera pasado.
Pero pasa.

6 comentarios:

  1. Sí...hay tantas cosas que desconocemos. Por eso me gusta mucho el dicho de no juzgar porque nunca está uno en zapatos ajenos.
    Un besazo!

    ResponderEliminar
  2. Cierto. Cada persona tiene su historia y muchas veces esa historia no es lo que parece...
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Generalmente, suele ser más de lo que parece.

      Eliminar
  3. Niña, siempre es una gozada leerte

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, guapa. Y a ti verte por aquí :)

      Eliminar